La oportunidad de alcanzar nuestro destino

Pastor Ismael Bencomo, domingo 24/Agosto/2014

Deuteronomio 28
Si oyeres atentamente...
Guardar y poner por obra... prescribo...
También Jehová tu Dios te exaltará.
Bendito serán... bienes... tu entrada y tu salida.
Victoriosos...
... por 7 caminos saldrán de ti...
Bendecirá tus graneros y todo sobre lo que pongas tus manos...

Luz prendida. Pasillo, salones.

Deuteronomio 30:19-20
Les he puesto delante la vida y la muerte. La bendicion y la maldicion.
Atendiendo... por que es vida para ti.

Deuteronomio 4:9
Por tanto guárdate y guarda tu alma... lo que has visto...

Todos queremos saber nuestro destino.
De dónde venimos, dónde estamos sabríamos a donde nos dirigimos. Abraham Lincoln.
La vida es una y hay vivirla bien. Pues no se repite.
Que esperas de la vida.
Dios espera de ti, por ello te da tu presente.
La aprovechas o la desperdicias.

Que tan grande puedes hacer tu destino. Lo podrás forjar.
Lo que Dios ha planeado para nosotros.
Polvo eres y al polvo volverás.
Nos hizo para la gloria de su nombre.
Si ya sabía que me perdería. Para que me hizo.
El te apoyará para que seas lo que el planeó que seas.
Tu cuerpo se queda. Pero Dios se lleva tu espíritu. Tu no terminas en esta vida. Eres un espíritu que tiene un cuerpo. Un espíritu que continua en el cielo.
Dios no hizo robots, te dió la capacidad de decidir... pone delante de ti la opción... si haces lo que te mando... te espera la vida plena que ya te tiene preparada.
Dios es amor. Te seguirá amando a pesar de tus desvíos. Obedece, camina por donde te he dicho.
Eres libre de decidir.
En Egipto había... Pero eras esclavo.
Más vale en escasez, pero con Dios. La esperanza en Dios, mas allá del sol.
Caminando a la tierra prometida.
Con una pequeña luz. Caminando, llegarás muy lejos.

Somos especiales. Hijos. Y como hijos herederos.
Un destino manifiesto. Somos únicos y somos especiales porque Dios con nosotros.
Siempre habrá gente que te dará opiniones. No te apoyes en tu propia prudencia.
Básalas en lo que Dios dice.
A pesar de mi condición. Tenía un destino manifiesto.
Creo en Dios... a pesar de mi condición y de lo que veo. Es pasajero y un día mi Señor me llevará a la gloria.

Los hijos del rey. Se comportan y tienen un destino tal cual.
No es lo que hoy es. Verás y harás en la gracia de tu Señor.

No hay comentarios: